Mr. Pizza, una franquicia que ha conseguido vender más en plena pandemia gracias al servicio a domicilio

La cadena de franquicias de pizzería Mr. Pizza ha conseguido ver aumentadas sus ventas en plena pandemia gracias a las múltiples ventajas del servicio a domicilio.

2020 está siendo un año muy complicado para las marcas de restauración. Los confinamientos impuestos a la población, ya sean totales o perimetrales, han llevado a una situación, en muchos casos, insostenible para todo tipo de negocios del sector, grandes y pequeñas marcas.

Pero, afortunadamente, no todas las cadenas de restauración han podido o sabido responder de la misma forma ante unos acontecimientos que mantenían a sus clientes encerrados en sus respectivos domicilios. El servicio a domicilio ha jugado un papel fundamental en la estrategia de crecimiento de algunas marcas durante estos últimos meses.

Mr. Pizza, ejemplo de utilización exitosa del servicio a domicilio en la época de la COVID-19

La cadena de franquicias Mr. Pizza es una de las franquicias que ha destacado por su gestión durante los meses de confinamiento. Presente en España y Portugal, la enseña se ha ocupado de potenciar una parte de su estrategia que ya era una de las bases de su rentabilidad: el reparto a domicilio y la recogida en el local.

Gracias a este aspecto, en los últimos meses, la cadena ha conseguido aumentar sus ventas, experimentando un crecimiento del 28%, Para impulsar esta evolución favorable, la cadena ha optado por realizar agresivas y continuadas campañas de marketing digital. También, aprovechando esta situación, ha entrado en plataformas de delivery en las que no estaba hasta este momento, como puede ser Deliveroo y Uber Eats.

En los meses de confinamiento duro, la restauración podía seguir ofreciendo sus servicios en el domicilio de sus clientes. Esto ha permitido que los locales de Mr. Pizza pudieran seguir abiertos y entregando sus pizzas mediante la opción de delivery. Una vez que comenzaron las fases de desescalada, se añadió también la recogida en local, una importante fuente de ingresos para esta enseña.

En todo momento, la cadena ha garantizado, ya sea a través de sus repartidores propios o de los riders de las plataformas de delivery, recogidas y entregas con contacto cero. Las medidas de seguridad para evitar posibles contagios han sido primordiales en el trabajo diario de las franquicias de Mr. Pizza. Ha sido una forma más de conseguir y mantener la confianza de los clientes en estos meses tan complicados.

Hacia unos nuevos hábitos de consumo

La irrupción en nuestras vidas de la COVID-19 ha traído consigo muchos cambios en la vida diaria de las personas. Más allá de las devastadoras consecuencias económicas y número de fallecidos a nivel mundial, esta enfermedad ha desarrollado un cambio en los hábitos de consumo de los clientes. La opción del servicio a domicilio, en todos los sectores, ha cobrado más importancia, especialmente en España, un país acostumbrado a vivir de puertas para afuera. Ahora, el público español ha visto las ventajas de comprar desde casa y probar diferentes comidas cada día en su propio domicilio.

Mr. Pizza ha visto el nicho de mercado y ha aprovechado la oportunidad, posicionándose entre las marcas destacadas del sector. Se trata de una cadena de una alta rentabilidad y una inversión reducida. La inversión es de 49.000€ más la obra de adecuación del local. La recuperación media de la inversión se sitúa en un plazo aproximado de 21 meses.

LATAM NETWORKS es la consultora responsable de la expansión de esta marca. Más información en el siguiente enlace.



¿Quieres expansión para tu marca?

Solicita Información